Napoleón nacionalista corso, Stalin georgiano y Hitler austriaco: personajes históricos cuya verdadera nacionalidad desconoces

¿Sabías que Napoleón fue un nacionalista corso que detestaba a los franceses por opresores invasores? ¿O que Stalin, líder de la URSS, era georgiano y habló ruso con un marcado acento georgiano toda su vida? Finalmente descubriremos que Adolf Hitler no era alemán sino austriaco y que durante un tiempo fue incluso un refugiado inmigrante apátrida. ¡Hitler fue un ciudadano del mundo! Veamos estos interesantes casos en este artículo sobre la verdadera nacionalidad de personajes históricos.

Napoleon-corso-stalin-georgiano-hitler-austriaco

Napoleón Bonaparte, nacionalista corso

¡Quién diría que el mayor héroe francés fue en su día un nacionalista corso!

Napoleon-frontNapoleón Bonaparte fue un militar y Emperador de los franceses, considerado unánimemente como uno de los mejores estrategas militares de la historia así como héroe de los franceses. Napoleón instauró la concepción moderna de Estado-nación, creando un Estado fuertemente centralizado, usándose de ejemplo del nacionalismo francés.

Sin embargo, ¿no os habéis fijado que el apellido Bonaparte no parece muy francés que digamos?

corcega-bandera-en-el-mapa.jpg

Lo cierto es que Napoleón nació en Córcega, tan sólo un año antes de que está pasará a formar parte de Francia. Por lo tanto Napoleón era corso. Napoleón nació con el nombre de Napoleone di Buonaparte                      (Nabolione o Nabulione en corso), y no fue hasta más adelante que afrancesó su nombre por Napoleón. De haber nacido un poco más tarde, Francia habría perdido a su más célebre estratega. Napoleón se trasladó a la Francia continental para estudiar cuando contaba con 10 años, pero para ello tuvo que aprender francés. Napoleón habló francés con un marcado acento corso/italiano durante toda su vida y nunca llegó a aprender a escribirlo correctamente. ¿Os imagináis ahora, al héroe de patria francesa, hablando con un fuerte acento italiano? Decir que el pueblo francés, no tuvo ningún problema en tener como dirigente a un hombre que hablaba francés con acento italiano ni desconfió por ello de él. Pero, Napoleone no sólo era corso, sino que fue un ferviente nacionalista corso. Este es para muchos un detalle totalmente desconocido de la vida de Napoleón. Napoleón tuvo durante su juventud una aversión hacia los franceses, a quienes acusaba de ser los opresores de los corsos. En 1789 escribió al líder corso Pasquale Paoli, “Mientras la nación está pereciendo nací yo”. Treinta mil franceses fueron vomitados en nuestras costas, ahogando nuestro reino de libertad en olas de sangre.” Decir que entonces contaba con 20 años y fue el año del inicio de la revolución francesa. Sin embargo, tan sólo unos años después estaba comandando el ejercito francés, creando el Primer Imperio Francés siendo él coronado Emperador. Irónicamente, el propio Napoleón decretó el francés como la única lengua oficial de Francia. Sus últimas palabras antes de morir fueron: “France, l’armée, Joséphine” (Francia, el ejercito, Josefina). Sin embargo, este año los independentistas corsos han ganado las elecciones, ¿nos quitarán ahora a un futuro Napoleon?

Stalin, líder de la URSS, el georgiano

Stalin_1902_Colour.jpgJosef Stalin fue el secretario general y dictador comunista de la Unión Soviética desde 1941 hasta 1953. La URSS fue un Estado inmenso formado por rusos, ucranianos, armenios, georgianos, kazajos, … Sin embargo, el país estaba formado mayoritariamente por rusos. Bajo la dirección de Stalin, las rusos coparon los puestos de dirección del Politburó, por lo que se le acusa de ser un nacionalista ruso. Sin embargo, Stalin no era ruso, sino georgiano.

El nombre de nacimiento de Stalin(*) era Josef Vissariónovich Dzhugashvili, nació en Georgia, en esa época parte del Imperio Ruso, de padres georgianos. Creció hablando georgiano, su lengua materna, y sólo aprendió ruso cuando tuvo 8 años. Debido a ello, Stalin tuvo un fuerte acento georgiano al hablar ruso que mantuvo durante el resto de su vida. Durante su juventud, llevaba trajes regionales, pero nunca llegó a volverse un nacionalista georgiano.

Stalin-front-color.jpgStalin era de la opinión de que cada grupo étnico debería tener sus propias “repúblicas autónomas”, como forma de superar los nacionalismos separatistas. Sin embargo, Stalin, a pesar de ser él mismo georgiano, se opuso a la creación de la República Socialista de Georgia, aduciendo que debido a la diversidad étnica y cultural del caucaso, esa nueva república oprimiría a las pequeñas minorías que también vivían allí. El Partido Comunista de Georgia se opuso fuertemente a la negativa, pidiendo tener su propia república, pero Stalin les exhortó personalmente que abandonaran su “nacionalismo chovinista”. Finalmente, Stalin creo República de Transcaucasia, que agrupaba a armenios, azeríes y georgianos. Muchos aducen que está decisión, así como la de nombrar a dirigentes rusos para el Partido, era una forma de acallar cualquier acusación de ser un nacionalista georgiano así como la desconfianza que generaba entre los militares rusos el tener a un no-ruso como jefe de la Unión Soviética. Según sus compañeros era “asiático” y una vez ante un periodista dijo de sí mismo: “No soy europeo, soy asiático, un georgiano rusificado”. Por ello, algunos lo describen como cuadri-nacional: georgiano de nacionalidad, ruso por lealtad, internacionalista por ideología y ciudadano soviético.

NOTA: Stalin, significa “hecho de acero“, sobrenombre que empezó a utilizar poco antes de la revolución de Octubre.

Adolf Hitler, el austriaco

hitler-kid.jpg

Adolf Hitler nació en un pequeño pueblo llamado Braunau am Inn, un pueblo fronterizo con Alemania cerca de Linz en la provincia de Alta Austria, por lo que Hitler era austriaco (*). Su padre Alois Hitler era un inspector de aduanas por lo que cuando el pequeño Hitler tenía 3 años se mudaron a Passau, en Baviera, ahora sí Alemania. ¡Quién diría que Adolf Hitler, epítome del ultranacionalismo alemán más fanático era en realidad un austriaco!

Hitler con Lederhosen.jpg

Hitler llevando unos lederhosen, pantalones típicos de Austria y Baviera

Tras ganar las elecciones democraticamente en Alemania y acceder al poder, Hitler realizó el Anschluss con lo que anexionó Austria a Alemania (¿o Alemania a Austria?) culminando así sus aspiraciones pangermanistas de unir a los pueblos germanos. Tras la anexión y a partir de 1943 el país se renombró oficialmente “Großdeutsches Reich” o “Großdeutschland” (gran Alemania), por lo que podríamos decir incluso que Hitler pasó a ser un “großdeutsche” o “gran-alemán”. (Austria pasó a ser la provincia Ostmarkt). Debido a la unión, ser austriaco de origen o alemán dejó de tener importancia pues ahora eran todos alemanes.

Sin embargo, la avaricia rompe el saco, y al querer conquistar el este de Europa acabó por perder la guerra. Al finalizar la guerra, Alemania fue dividida y la anexión de Austria declarada nula, por lo que Austria pasó a ser otra vez un país independiente. Tras la guerra, Austria proclamó que ellos habían sido las primeras victimas del nazismo (vamos, demócratas de toda la vida), aunque irónicamente Hitler proviniese de Austria.

NOTA: Para rizar el rizo, en el momento de nacer Hitler todavía existía el Imperio austrohúngaro, por lo que para ser más exactos, Hitler no era austriaco, sino austrohúngaro. (El Imperio austrohúngaro se disolvió en 1919 al terminar la I Guerra Mundial, y Hitler nació en 1889).

¡y encima inmigrante apátrida sin nacionalidad!

Adolf Hitler ¿ciudadano del mundo?

hitler-I-world-warSi encima os parece poco, Hitler renunció a su nacionalidad austriaca el 7 de abril de 1925, por miedo a ser deportado. Sin embargo, el gobierno bávaro no le concedía la alemana, por lo que Adolf Hitler fue durante años apátrida. Por lo tanto y paradójicamente, Hitler, un ultranacionalista convencido, fue durante mucho tiempo un apátrida. Hitler se mantuvo en ese limbo durante 7 años, hasta que finalmente el 25 de febrero de 1932 obtuvo la nacionalidad alemana, poco antes de ganar las elecciones.

Resumiendo, que Hitler fue austro-húngaro, austriaco, luego apátrida y finalmente alemán.

Podemos decir que Hitler era un inmigrante refugiado de Austria y que si Alemania hubiese controlado mejor sus fronteras la historia habría sido muy diferente. ¡Un ultranacionalista sin nacionalidad! ¡Qué ironía! Finalmente, hay una frase dicha con humor por austriacos y otros que dice:

¡El mayor logro de Austria ha sido hacer creer al mundo que Mozart era austriaco y Hitler alemán!

¿Por qué? Porque Mozart nació en Salzburgo, ciudad fronteriza entre Alemania y Austria, que si bien hoy pertenece a Austria, originalmente era parte del Sacro Imperio Románico Germánico.

Hitler-partido-alemania-austria-contra-quien-jugamos.jpg

Anuncios
Esta entrada fue publicada en ¿Sabías que ...?, cultura política, Deutschland, fascismo y nazismo. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s